VIVIR BIEN

Dan espalda a esculturas de Ángela Gurría

Mientras delegado del INAH promueve mudar parque museo, las columnas se deterioran.



Dan espalda a esculturas de Ángela Gurría

(Foto: Carlos Morales)

Cada columna tiene una inclinación diferente.

07/11/2018 05:05 / Centro, Tabasco

"Fue un gran honor que Ángela Gurría dejara un trabajo en el estado, para que luego nosotros le diéramos la espalda; en otros lados están orgullosos de tener esculturas monumentales de ella, aquí no".

El perito valuador en arte Víctor Olán se refiere a las columnas prismáticas dedicadas a los niños héroes, ubicadas entre el periférico Carlos Pellicer y la calle Esperanza Iris. "Están agrietadas y estamos a tiempo de lanzar un llamado de atención para que se haga un mantenimiento correctivo, antes de que se caigan a pedazos y todo mundo se lamente".

Los bloques de concreto hechos a la cimbra perdida, no son ni la sombra de lo que antiguamente eran."Estaban rodeados originalmente de una fuente que servía de espejo de agua, con una iluminación dramática, de abajo hacia arriba, para que las siete columnas con varios lados y diferentes inclinaciones y pintadas en diferentes tonalidades, para que enfatizaran el contraste", detalla el también arquitecto y pintor abstracto.

El conjunto escultórico es fiel representante de la corriente artística llamada abstracción constructiva, cuyo mayor exponente en México fue Matías Goeritz, de quien Ángela Gurría llegó a ser su amiga, alumna y colaboradora.

"Ella fue precursora de las esculturas monumentales. Antes de hacer aquí las columnas prismáticas dedicadas a los niños héroes, ella ya tenía la experiencia necesaria porque colaboró en la Ruta de la Amistad, Goeritz la invitó a participar en el conjunto escultórico que se levantaría con motivo de los Juegos Olímpicos mexicanos. De hecho, la pieza de ella llamada 'Señales' es la que abre esa ruta".

Desde el año 2001, el valuador elaboró un dictamen y recomendó dar mantenimiento correctivo para dejar el conjunto escultórico como era originalmente, inaugurado en tiempos del gobernador Enrique González Pedrero. "Es una de las pocas obras de arte que tenemos, de las que se cuentan con los dedos de una mano", acotó el experto en arte.