NOTICIAS

Estudiantes, jornaleros y un vecino, las víctimas

Tres de los fallecidos en el interior del pozo pertenecen a una misma familia, mientras que uno tenía su casa cerca.



Estudiantes, jornaleros y un vecino, las víctimas

(José A. Castro)

Al pie de los ataúdes despedían al ser querido.

18/05/2017 06:35 / La Venta, Huimanguillo

Beyanira Pérez Frías, de apenas 9 años de edad, vivía bajo el cuidado de su abuela Felipa Méndez de la Cruz. El pasado martes por la tarde habría salido de su escuela primaría Conafe, ubicada a escasos 50 metros de su casa, a donde llegó a hacer tarea de bajo de un árbol de mango, mientras la comida era preparada en la pequeña casa.

Flor de Liz Frías Méndez es madre de la pequeña Beyanira, pero también de Gerardo Montejo Frías, de 15 años de edad, estudiante del tercer grado grupo A de la telesecundaria Emiliano Zapata, localizada en la ranchería La Esperanza. Él era un adolescente que se encontraba junto a su padrastro, José Méndez Pérez, trabajando en la siembra de la piña, el cual es el sustento de la familia.

Ambos revisaban la cosecha cuando se escucharon los gritos de la abuela. Acudieron hasta el pozo para tratar de sacar del fondo a Beyanira, pero los dos perecieron en el intentó al desvanecerse por la inhalación del gas metano, producido por la descomposición de la basura.

Por su parte Carlos Montejo Rodríguez, de 46 años, estaba casado con Manuela Frías Méndez con la cual procreo 7 hijos, y quienes hoy quedaron huérfanos de padre. Campesino y en ocasiones jornalero, al igual que José y Gerardo, a veces trabajaban con don Candelario Gómez, este último quien fuera testigo de sus muertes.

A escasos 200 metros del lugar de la tragedia, vivía don Paulino Vera Gómez de 47 años de edad y quien había llegado a vivir a la comunidad de Tierra Colorada cuarta sección, luego de contraer nupcias con una residente de la zona, pero que el pasado martes por la tarde, se encontraba a un costado de la casa de doña Felipa. Acudió a tratar de ayudar, perdiendo la vida en el proceso, su cuerpo fue trasladado al municipio de Paraíso.

Ellos fueron las 5 víctimas de la tragedia ocurrida el pasado martes en la ranchería Tierra Colorada Cuarta Sección. Todos fueron tragados por un pozo, cuatro de ellos intentando rescatar a la menor de edad que había caído hasta el fondo en un principio.
 


Relacionadas